Carta abierta al Ministro de Innovación

Estimado Pedro,

Eres Ministro de Ciencia, Innovación y Universidades, y cada una de esas asignaciones representa un estado distinto dentro de la I+D+i. Esta carta es para hablar de la “i” pequeña, esa que está en tu ministerio entre la ciencia y la universidad, aquella que representa a las empresas, empresas que de manera lastimosa en España no conocen lo que es la Investigación, apenas saben de qué va el Desarrollo y la Innovación la miran con exótica extrañeza. Y es que en el tejido empresarial se hace más bien F+J+c (financiación, justificación y cobro)

Innovar en España

Porque el sistema es perverso y no ayuda a que esto se revierta. Innovar, significa ante todo rapidez, agilidad y foco. Una idea innovadora necesita ser única, necesita un grupo de personas que sólo piensen en ella y necesita un momento oportuno, ese momento en el que todo encaja (empresa, mercado, clientes, tecnología). Además requiere que la gerencia crea en ella y que no exista más ruido alrededor. El sistema es perverso, sí, y al intentar ayudar lo que hace es frenarlo todo.

Resuena esa idea en una empresa, se ve claramente la oportunidad, se piensa seriamente en invertir dinero en ella… y de repente alguien dice la frase mágica: “esto es financiable, y se podría pedir una subvención”. Palo en la rueda, todo se frena, el momentum pasa de largo, el foco se desmorona y un montón de variables tensionan la idea inicial hasta convertirla en nada, o lo que es peor, la transforman en un engendro hambriento de financiación. Esas variables son todas las condiciones impuestas para conseguir ese dinero, que una vez aprobado se diluye en nada porque la oportunidad pasó hace tiempo.

Es una cuestión sumamente profunda, en la que la Administración Pública no llega a entender cómo funciona la mente de un empresario (en el mal sentido), una mente que tiende a preferir subvención en mano que inversión y riesgo volando. ¿Y si no existieran las subvenciones? Seguramente se dejarían de hacer montones de proyectos zombies, pero quizás alguna de esas ideas innovadoras no quedarían paradas esperando la financiación, que cuando llega lo hace para respaldar una idea que ya es un muerto viviente. Y ojo, no digo que no se invierta desde el estado en I+D+i, que yo vivo de esto y tengo mi hipoteca por pagar.

¿Y si las subvenciones fueran distintas y arriesgadas? Es necesario y urgente que España innove en financiar la innovación, que reflexione la forma en la que aplica las subvenciones, y que arriesgue. Que arriesgue con un sistema más flexible, un sistema que financie a fondo perdido (¿préstamos?, para eso voy a un banco y me ahorro que maten mi idea), un sistema que sepa que la iniciativa debe surgir de la empresa, por lo que los calendarios de financiación se vuelven aberrantes (¿efecto innovador?, ridículo, efecto paralizador, esperar sin hacer nada y si has iniciado algo bueno no se merece ayuda). La empresa propone en ese momentum mágico y la administración reacciona rápido, muy muy rápido y no le pone más trabas ni condiciones. Apuesta por ella ciegamente, a riesgo de perderlo todo, porque ese riesgo existe, si no esto no es innovación. Para eso deberían estar los fondos, para perderlos ayudando a las empresas a amortiguar el salto al vacío que debe por concepto tener este tipo de proyectos. Y si queremos que haya agua debajo, el salto se debe producir en el momento adecuado y de la forma en la que la empresa decida.

Es importante que las empresas colaboren entre ellas. Sí. Es importante que se creen consorcios internacionales. Sí. Es importante que haya transferencia de conocimiento Universidad-Empresa. Sí. Todo esto es importante para el tejido innovador, sí, sí, y sí, pero quizás para una idea concreta no lo sea, quizás todo eso no son más que piedras en su camino, variables que la distorsionan, la alteran, la vuelven amorfa y antigua, y hacen que se pierda el foco inicial, hasta que finalmente surge un engendro, un zombie que es alimentado con dinero público pero que nada tiene que ver con la idea inicial, a la que le pasó ya su tiempo. 

¿Es posible hacerlo de otra manera? Estoy seguro que sí aunque si no se ha hecho ya debe ser complicado. ¿Lo intentamos?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s